Influencia de características sociodemográficas en la satisfacción con las relaciones de pareja.

Género

Olson sostiene que los hombres y mujeres presentan patrones diferentes en la satisfacción matrimonial a lo largo del ciclo vital.

Por ejemplo, en los primero años de matrimonio las esposas se sienten más satisfechas con la familia que sus maridos. Luego, los puntajes de unos y otras caen: el de los maridos alcanza su punto mínimo cuando los hijos adolescentes residen en el hogar; en tanto que la satisfacción de las esposas con su matrimonio y familia toca su punto más bajo cuando los hijos adolescentes se van del hogar.

images_32_.jpg

Escolaridad

Renee encontró que personas con nivel de escolaridad bajo mostraban una mayor insatisfacción en su matrimonio.  Otros autores como Cambell, Converse y Rodgers hallaron que las personas con alto nivel de escolaridad, especialmente mujeres, se muestran menos insatisfechas con su relación de pareja.

images_34_.jpg
Los estudios realizados en nuestro país también discrepan en sus hallazgos respecto a la relación existente entre la escolaridad y la satisfacción marital. Algunos de los estudios muestran evidencias de que a mayor nivel de escolaridad mayor satisfacción matrimonial; mientras que otros han encontrado que las personas con menor nivel de escolaridad muestran mayor satisfacción con sus matrimonios.
Estos hallazgos apuntan a que el nivel de escolaridad de cada uno de los cónyuges tiene efectos distintos en la percepción de la satisfacción marital.

Presencia de hijos.

Estudios realizados en México por Pick de Weiss y Andrade señalan que tener tres o más hijos, disminuye la satisfacción marital. Sánchez y Díaz-Loving también afirman que hay una disminución de la cercanía conforme las parejas tienen más hijos, y lo atribuye a que las parejas con hijos están menos satisfechas en términos de organización, dedicación, tiempo, reglas y economía que se requiere y se invierte en los hijos.1332197979169-images_35_.jpg

Estabilidad emocional e ideas realistas acerca de la relación de pareja.

En el momento del flechazo, o de la luna de miel se busca suprimir radicalmente mediante la negación, todas las situaciones de disgusto así como todos los aspectos insatisfactorios del objeto de amor.
Los efectos de la negación deben desaparecer para permitir a los integrantes de la pareja renunciar a la idealización del compañero, aceptar el reconocimiento de la imperfección del otro y su carácter no totalmente satisfactorio. El hecho de reconocer los sentimientos ambivalentes que la pareja inspira, y por lo tanto aceptar que nacen sentimientos hostiles en el seno mismo de un verdadero apego, permite a los integrantes de la misma llegar a lo que se conoce como el amor maduro.

images_36_.jpg

Existencia de límites que regulen las relaciones entre los miembros de la pareja, con sus familias de origen y el resto de la sociedad.

Los límites están constituidos por las reglas que definen quiénes participan y de qué manera en las diferentes interacciones. La función de los límites reside en proteger la diferenciación de un sistema. Para que el funcionamiento de la pareja sea adecuado, los límites con los otros subsistemas deben ser claros y deben definirse con suficiente precisión para permitir a los miembros de los subsistemas el desarrollo de sus funciones sin interferencias indebidas, pero también deben permitir el contacto con los otros subsistemas.

images_37_.jpg
Toda pareja establece funciones y demandas específicas a sus miembros que sólo pueden ser satisfechas de manera adecuada cuando existe libertad de cada subsistema para actuar sin la interferencia por parte de otros subsistemas.
Las parejas que establecen límites aglutinados o desligados, tienden a tener dificultades para funcionar de manera efectiva.

images_38_.jpg

Las primeras pueden verse perjudicadas en el sentido de que el exaltado sentido de pertenencia requiere un importante abandono de la autonomía, viéndose afectado el desarrollo social y profesional de sus miembros. Además la carencia de una diferenciación desalienta tanto la exploración como el dominio autónomo de sus problemas y de los problemas que como pareja asumen en sus distintos roles.

Reglas y papeles delimitados y flexibles

Ningún sistema vivo puede sobrevivir sin pauta o estructura. Por otra parte, demasiada estructura, demasiada negentropía lo matará. Es decir, además de estructura, todo sistema debe tener algunos mecanismos que permitan la variabilidad.
Se puede sostener entonces que dentro de la pareja los roles deben estar delimitados de forma clara para mantener cierta estructura en el sistema, facilitando la consistencia en las actuaciones de ambos integrantes y la no invasión por parte de la pareja u otros miembros de la familia de las funciones que le corresponden a cada individuo dentro su rol
Desde el punto de vista de garantizar un funcionamiento efectivo de la pareja no importan tanto los roles que desempeña de manera objetiva cada sujeto dentro de la misma, sino que: 1, Ambos integrantes estén satisfechos con sus roles; 2. Si los roles sean flexibles e intercambiables, esto permite que un miembro pueda desempeñar el rol del otro cuando por alguna circunstancia esto no lo puede hacer.

images_39_.jpg

Comunicación y negociación eficiente.

Durante la comunicación, cada uno de los miembros de la pareja impacta en el otro, al compartirle información de índole personal o no personal, lo que crea una nueva realidad para ambos miembros. Durante este proceso la persona puede expresarse y obtener a la vez retroalimentación acerca de sí misma, apoyo, aceptación y confirmación de que es un individuo digno para establecer una relación íntima exitosa.

descarga_1_.jpg
Las parejas funcionales tienden a mantener una buena comunicación y a hablar sobre cómo es su propia comunicación. Tienen capacidad para entender el punto de vista del otro y para darse cuenta si están siendo entendidos.
Navran encontró una relación positiva entre una buena comunicación de los esposos y un buen ajuste marital:

1-    Platicar más entre ellos

2-    Mostrar sensibilidad ante el compañero

3-    Mantener abiertas las líneas de comunicación en cualquier circunstancia

4-    Desarrollar una comunicación no verbal congruente con la verbal

Según Polaino y Martínez dentro de las principales anomalías en la comunicación conyugal se encuentran:

a)    Indiferencia

b)    Dependencia

c)     Apropiación posesiva

d)    Independentismo

Un Sistema de autoridad simétrico

En el ejercicio del poder dentro de la pareja ejercen una gran influencia los valores y prácticas culturales vigentes.
La organización del poder en la pareja es tan eficaz, que aun en las parejas asimétricas en muchos casos el que está bajo dominio cree vivir en consecución de su propio deseo, aunque en realidad los contenidos de sus deseos están marcados por quien ejerce el poder.

En cambio, en parejas que viven situaciones de equidad conviven la implicación mutua de cada uno de los integrantes en la construcción de deseos comunes y la aceptación de los deseos autónomos del otro.

|

Comentarios

Escribe un comentario

¿Quieres usar tu foto? - Inicia tu sesión o Regístrate gratis »
Comentarios de este artículo en RSS

Comentarios recientes

Cerrar